El Día de las Madres en México

Soledad Orozco García.jpg

            Doña Soledad Orozco García, primera dama de México 1940 - 1946

 

El 13 de abril de 1922, el periodista Rafael Alducín fundador y director general del periódico Excélsior decidió convocar a un concurso nacional para elegir una fecha para homenajear a las madres de familia.

 

Sin embargo, debido a los diversos conflictos militares, políticos y religiosos que se sucedieron uno tras otro en los años venideros, la iniciativa quedó sin concretarse.

 

No fue sino hasta 20 años después en 1942, que la Primera Dama doña Soledad Orozco García, esposa del general Manuel Ávila Camacho, finalmente institucionalizó el 10 de mayo como el Día de las Madres.

 

Esto debido a que por problemas de esterilidad la pareja presidencial nunca pudo concebir hijos propios, sin embargo, doña Soledad y don Manuel sí cuidaron a los diversos hijos que su hermano Maximino había procreado con diversas mujeres.

 

La idea contó con el beneplácito de la iglesia y el de los sectores más conservadores de la sociedad, que esperaban que con eso se contrarrestara la labor que grupos feministas estaban realizando en favor del sufragio femenino.

 

El arzobispo primado de la ciudad de México, consideró que era una hermosísima idea establecer un día para homenajear a las madres de familia.

 

El 10 de mayo de 1942, doña Soledad encabezó los festejos del primer día de las madres, obsequiando estufas de petróleo y planchas a las madres de escasos recursos.

 

Además de que el gobierno federal pagó las boletas de empeño del Monte de Piedad, para que ese día fueran devueltas miles de máquinas de costura que por casos de extrema necesidad se habían visto obligadas a empeñar.

 

El periodista Julio Scherer García, escribió un artículo sobre la Sra. Soledad Orozco, en que la describía como una mujer con un gran corazón.

 

El 10 de mayo de 1944, el presidente Manuel Ávila Camacho, colocó la primera piedra de lo que sería el Monumento a la Madre.

 

El cual fue inaugurado siete años después el 10 de mayo de 1949, por el presidente Miguel Alemán Valdés.

 

El monumento fue destruido el 19 de septiembre de 2017 tras un sismo de magnitud 7.1° en la escala de Richter que sacudió a la Ciudad de México​, y reinaugurada el 21 de noviembre de 2018.